4 de diciembre de 2013

Pedales automáticos MTB

El principal motivo  de no dar el salto a utilizar pedales con calas, es el miedo a las caídas, pero si lo analizamos nos daremos cuenta que esconde un temor mucho mayor, es decir,

Esas caídas ,que no es necesario tenerlas, que la mayoría sufre al principio de utilizar las calas suelen ser leves ya que se producen a la hora de detenernos y no tener la suficiente maña para quitar el pie del pedal " ¡Tronco va!". Son caídas casi de parado.  



Por el contrario a las  que nos exponemos por no llevar las calas, seguro que tendrán consecuencias mucho más graves, ya que se producirán cuando menos lo esperamos y a grandes velocidades en terrenos abruptos. Que se nos escape un pie del pedal en mitad de un descenso a velocidad considerable, suele acabar con caída segura que puede tener consecuencias muy graves, incluso si la evitamos son muchos los golpes que nos podemos dar con la bicicleta o  tener heridas del pedal en las espinillas que serán muy dolorosas.


Además de motivos de seguridad cabe destacar otras ventajas que nos reportará utilizar calas:

-El pedaleo es mucho más efectivo que se traduce en una mayor progresión.

-Una posición correcta del pie sobre el pedal ayuda a evitar vicios en el pedaleo que a la larga llegarían a provocarnos desequilibrios musculares seguidos de lesiones.

-Un mayor control sobre la bicicleta,sobre todo de la rueda trasera

Hacer uso de los pedales automáticos en el MTB es algo muy recomendable de hecho la gran mayoría una vez que los prueba no vuelve a utilizar los clásicos.